jueves, 4 de abril de 2013


Recuerdas el sol de invierno, envidioso de tu belleza; y como ave fénix le muestras la balanza que es la vida.

Orgulloso en la colina tintineas cubierto de una nube de mariposas blancas. Te rodean los dedos en un festín de néctar y agujas amarillas.

Los poetas te cantan a orillas del Duero; a los enamorados embriagas
con primavera y besos.

Cinco pétalos blancos; carmesí en el centro. 
Flor de almendro.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada